MARTES 26 DE OCTUBRE, 2021
A mi manera
RODRIGO YESCAS
Tuxtla Gutiérrez, Chis
Lunes 06 de Septiembre 2021, 22:42 hrs
Rodrigo
Yescas
Gonzalo
Núñez De León
Francisco
Gómez Maza
Rubén
Zuarth
Gil
Gamés

A mi manera | RODRIGO YESCAS
Tuxtla Gutiérrez, Chis, a 06 de Septiembre de 2021

¿De cuál fin de la corrupción hablamos?

El 18 de noviembre de 2019, el Presidente Andrés Manuel López Obrador sacó de la bolsa trasera derecha de su pantalón un pañuelo blanco, lo desdobló y comenzó a agitarlo al tiempo que aseguraba que ya había acabado con la corrupción: "ya puedo decir, aunque no les guste a los adversarios conservadores, ya puedo decirlo, se acabó". Hay que tener muy poca madre para mentirle así al pueblo de México.


La terminación por decreto de la corrupción se dio justo un mes antes de que la Secretaría de la Función Pública, a cargo entonces de Irma Eréndira Sandoval, exonerara al director de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), Manuel Bartlett, de haber omitido en su declaración patrimonial la existencia de 25 inmuebles y 12 empresas a nombre de su concubina e hijos. Chuladas de personas.


Y por si no fuera suficiente, se anticipó nomás tantito a la conclusión de los juicios administrativos emprendidos contra las empresas farmacéuticas del ex delgado del Bienestar en Jalisco, Carlos Lomelí, quien logró sortear en tribunales las inhabilitaciones impuestas y siguió firmando contratos a través de su entramado de compañías, porque claro, la Ley es pareja, o eso dicen.


También, se adelantó al intento de León Bartlett, hijo del director de la CFE, de venderle al IMSS, en plena crisis por la emergencia sanitaria de Covid-19, ventiladores muy por encima de su precio de mercado e incumpliendo las características y condiciones establecidas en el contrato. Sin duda hay un gen muy pero muy perverso corriendo en el flujo sanguineo de esa familia.


La escoba con la que el Presidente dijo que barrería la corrupción de arriba hacia abajo parece no ser pareja al momento de jalar la basura, pues es muy selectiva, llegan las cerdas cuando tocan personajes que son contrincantes políticos, pero convenientemente nunca llegan cuando se trata de funcionarios cercanos a su gobierno.


Y conste que no lo digo yo, pues el combate a la corrupción fue una de las principales banderas de López Obrador cuando era candidato y ha sido uno de los temas más recurrentes en su discurso como Presidente, ya que lo mismo le sirve para presumir supuestos ahorros en las compras públicas como para atacar a adversarios políticos o institutos y órganos autónomos.


Dentro de los 100 compromisos asumidos el 1 de diciembre de 2018 en el Zócalo capitalino, está la promesa de desterrar la corrupción en la entrega de apoyos, en la administración de los recursos públicos, en la contratación de empresas internacionales y en la procuración de justicia al convertir la corrupción en delito grave.


Sin embargo los tres primeros años de gobierno han dejado un debilitamiento de las estructuras institucionales tanto de combate a la corrupción como de mecanismos para inhibir el fenómeno. Querer no es poder, amigos, y tampoco la honestidad (sic) soluciona problemas por sí sola.


Lo más peligroso de todo es que hoy podemos afirmar que no existe mayor apertura de información ni mayor calidad de la misma, por el contrario, en el tema de compras públicas lo que era la excepción se volvió la norma: en 2018 sólo 36 por ciento de los contratos se adjudicaban de manera directa y para 2020 esto aumentó a 42 por ciento y en lo que va del año siguen aumentado las adjudicaciones directas. Para que no les cuenten cosas que no son cada mañana.


Y para la próxima les tengo reservado el caso de la flamante secretaria de la SEP, envuelta en un escándalo político electoral que la debería tener al menos separa de su cargo pero pues ya se la saben, mientras más cerca de Obrador, más lejos de la cárcel. Nos vemos...


 





COMENTARIOS


CONTACTO   |   MAPA DEL SITIO   |   AVISO LEGAL   |   AVISO DE PRIVACIDAD
Director Editorial: Rodrigo Yescas Núñez.
Director Administración: Eliseo Maheda López.
Webmaster: Norberto Cañaveral.
Comercializadora: RODELI SA de CV.

Derechos Reservados® Núñez Diaz Editores, SA