SÁBADO 02 DE JULIO, 2022
NOTICIAS
REDACCIÓN
CDMX
Sábado 22 de Enero 2022, 12:34 hrs

NOTICIAS | REDACCIÓN | CDMX
PERIODISTAS y medios rechazan intento de censura de la SCJN: es el más “grave retroceso” en 45 años

Ciudad de México, 21 ENE.-Con excepción de unos pocos comunicadores afines al gobierno federal, el fallo de la Suprema Corte que establece que los medios llamados “electrónicos” deben distinguir entre información y opinión provocó un rechazo generalizado entre periodistas, medios de comunicación y concesionarios de radio y televisión.


La Cámara de la Industria de Radio y Televisión, que agrupa a más de mil 400 concesionarios, afirmó que se trata del retroceso más grave en materia de libertad de expresión de los últimos 45 años.


En un comunicado de prensa anunciaron que los comunicadores de cada uno de sus medios darán una batalla para no ser censurados y seguir emitiendo contenidos “con total libertad y sin controles del Estado”.


Agregó la CIRT que diferenciar entre información y opinión es una “obligación de imposible cumplimiento en la realidad” y que es absurdo que desde el Estado se busque someter a la radio y televisión a semejantes controles.


A su vez, el periodista Carlos Loret de Mola expresó en su programa radiofónico que el presidente Andrés Manuel López Obrador entiende el periodismo como un “copiar y pegar de sus declaraciones sin pasarlas por el asidero de saber si son verdad”.


Y, con ironía, se preguntó que si el presidente dice una mentira “¿yo me voy a meter en un problema si le digo a usted que es una mentira?”. Esta reforma es “el régimen abriendo la puerta a la persecución judicial de los periodistas”.


En otro espacio informativo, Loret afirmó que “los autoritarios saben que la puerta de entrada para el control totalitario es suprimir la libertad de expresión. Dado ese paso, las demás libertades caen una a una”.


Del mismo parecer fue el columnista Sergio Sarmiento, quien en su columna en el diario Reforma escribió que “el fallo revierte la libertad que se dio a los medios en 2017 para determinar sus propios códigos de ética, como sucede en los países con libertad de expresión”.


Sarmiento dijo que el distinguir entre información y opinión puede ser algo que haga un medio, si es que así lo decide de manera libre, si quiere que en eso consista su oferta en el mercado de las noticias, pero quienes “realmente han trabajo en periódicos o informativos saben que es difícil, si no imposible, separar entre nota y opinión”.


De ahí, enfatizó, que en los países con libertades los medios de comunicación establecen y ostentan con toda claridad su línea editorial, pues de esta manera sus audiencias saben qué esperar en cuanto a enfoque, aunque presenten la misma información.


“En México basta con comparar una nota de La Jornada con la misma en Reforma u otros periódicos para entender cómo puede contrastar el tratamiento de la misma información”, dijo.


El periodista Óscar Mario Beteta, por su parte, aseguró que la orden dictada por la Corte atenta contra la democracia misma. De todos los golpes que se han pretendido dar a la democracia, este es “el más pernicioso, ominoso y destructivo”.


Además de que es “técnicamente imposible” implica la imposición de la censura y la obligación de no pensar, de imponer una percepción única de la realidad “en la que subyacen la obediencia y la servidumbre sociales”.


“¿Habrá censores en los miles de estaciones y cientos de noticieros y programas de todo el país para vigilar que los conductores apeguen su trabajo a la información sin opinar?”, se pregunta Beteta.


También contrario a la medida, pero mucho menos contundente se pronunció el especialista en medios Raúl Trejo Delarbre. Ya desde mayo del año pasado escribió (en el artículo Censura, amagos, audiencias) que “es imposible que los conductores de televisión o radio avisen cuándo un comentario, la aportación de elementos de contexto o una simple inflexión de voz son resultado de apreciaciones suyas. Este fue un descuido que se mantuvo desde la iniciativa de Ley enviada por el Ejecutivo Federal y avalada por todos los partidos”.


                Y, este jueves, Trejo Delarbre calificó como un “error” el fallo de la Corte.


                Esta postura fue fuertemente criticada, por su tibieza, por el director de etcétera, Marco Levario Turcott, quien rechazó de forma tajante la orden de la Corte, afirmando que se trata de un intento de censura y un atentado a la libertad de expresión.


                Entre quienes celebraron el fallo se encuentra el youtuber Vicente Serrano, dueño del medio “Sin Censura”, quien afirmó que se trata de un “día histórico” en el  que se dictó dicha orden.



COMENTARIOS


CONTACTO   |   MAPA DEL SITIO   |   AVISO LEGAL   |   AVISO DE PRIVACIDAD
Director Editorial: Rodrigo Yescas Núñez.
Director Administración: Eliseo Maheda López.
Webmaster: Norberto Cañaveral.
Comercializadora: RODELI SA de CV.

Derechos Reservados® Núñez Diaz Editores, SA